"La conciencia, esa gran desconocida y, paradójicamente, tan presente en nosotros como ausente en el mundo"
(Amador Martos)

Blog de Amador

Filtrar por categorías:
Que contenga las palabras:
trump

TRUMP Y LA POSVERDAD - PARTE 3: EL FUTURO INMEDIATO

3-1 ¿Qué hacemos ahora?

Para Wilber, Trump es el gran enemigo de la evolución, según sus propias palabras: “¿Cómo puede la evolución, que ha tomado una pauta deliberada en su dinámica en curso para replantear su fundamento de manera adecuada y acertada, salir de lo que parece ser un colapso total (más visiblemente, pero no únicamente, representado por la elección de Trump)?”. Según Wilber, nos hallamos ante un colapso deconstructivo de la vanguardia evolutiva que necesita un reajuste auto-correctivo, en un intento de encontrar una base más robusta para una autoorganización persistente a través de la auto-trascendencia. Y solamente existen dos caminos posibles: la primera, la más probable y menos efectiva, es el saneamiento de la disfuncional vanguardia dirigida a la auto-sanación y la auto-correccción. Pero, según Wilber, la intensa locura aperspectivista ha inflamado su propia locura y ha infectado esa enfermedad en todas las áreas de la sociedad que ha podido, esa es en opinión de Wilber la senda emprendida por Trump. El segundo camino posible es una sanación que incluya muchas ideas verdaderamente integrales.

Para el saneamiento de la actual disfuncionalidad y su regreso a una postura sana y funcional, Wilber propone abrazar a tres postulados de la posmodernidad (contextualismo, constructivismo y aperspectivismo) como conceptos “verdaderos pero parciales”:

-Contextualismo: toda la verdad depende realmente del contexto, y se debe comenzar a buscar los muchos patrones que nos conectan para, así, salir de un mundo cada vez más fragmentado y roto.

-Constructivismo: toda verdad no es meramente dada, sino que es co-construida, de modo que, la construcción de un mundo co-creado, se derive del nivel más alto del desarrollo al que pueda llegar (“más verdad”) ya que cada fase superior “trasciende e incluye” a sus predecesores.

-Aperspectivismo: no existen perspectivas ahistóricas, pre-dadas ni privilegiadas en ningún lugar, lo que es la parte cierta del “aperspectivismo”, pues cada nuevo nivel de desarrollo ha mostrado que incrementa el número de perspectivas que la conciencia puede tomar, trascendiendo e incluyendo a su predecesor, lo cual constituye el impulso genérico de la evolución misma, el impulso a auto-organizarse hacia la autotrascendencia. Dicho de otro modo, ninguna perspectiva es privilegiada ya que cada fase emergente de la evolución produce mayor y mayor capacidad de perspectiva: cada fase es verdadera, pero cade fase superior es “más verdadera”.


3-2 Jerarquías de dominación y jerarquía de crecimiento

De vuelta al mundo real, dice Wilber, es absolutamente central sanar la catastrófica confusión entre jerarquías de dominación y jerarquía de realización (o crecimiento). Con cada nivel en una jerarquía de dominación, entre más alto el nivel, más puede oprimir y dominar (como en el sistema de castas o las organizaciones criminales como la Mafia). Ciertamente, tiene razón Wilber, no sé si tendrá consciencia de la jerarquía de dominio que hay tras el Estado profundo.

Sin embargo, con las jerarquías de crecimiento (u “holarquías”), sucede exactamente lo contrario, por ejemplo: en el proceso de evolución, un quark es parte de un átomo, el átomo parte de una molécula, una molécula parte de una célula, la célula parte de un organismo, y así sucesivamente, pues se trata de una dirección de auto-organización a través de la auto-trascendencia como fuerza primaria de la evolución misma. Dicho de otro modo, la evolución “trasciende e incluye”, pero también equivale a “diferenciar e integrar”: un cigoto unicelular se divide en 2 células, después en 4, después en 8,16,32, etc…hasta llegar a células diferenciadas que son integradas en sistema incluyentes como un sistema nervioso, un sistema digestivo, etc., integrado todo ello en un organismo general. Por tanto, cada proceso de crecimiento va más allá o “trasciende” la fase anterior pero también lo incluye a través de una diferenciación integradora. Consecuentemente, las jerarquías de crecimiento no son exclusivas ni dominadoras sino inclusivas e integrales.

Reflejando la anterior comprensión en la vida social real, el despliegue multicultural de una variedad casi ilimitada de sistemas diferenciados no produce una visión del mundo singular. Dicho de otro modo, la diferenciación cultural es “verdadera”, pero “parcial” al mismo tiempo pues no hay una integración de sus partes recién creadas, de ahí el aparente caos mundial donde no se vislumbra una holarquía, ni una creciente inclusión genuina, ni integración. Ello mostró la incapacidad de encontrar los patrones profundos (o superiores) que conectan los diversos sistemas mundiales. Esa ausencia de patrones profundos hace creer en un “igualitarismo” de ahí que, al no haber una profundidad holárquica, se carece de un concepto de dirección al considerar que ninguna perspectiva es más incluyente que otra y, por ello, no hay verdades disponibles en absoluto: ahí reside el colapso de la vanguardia evolutiva y, por tanto, la contradicción performativa que llevó a la locura aperspectivista, ¡un mundo cada vez más loco! ¿Se entiende la razón del por qué la introducción de jerarquías de crecimiento es tan crucial para cualquier trayectoria futura?

Las únicas personas que se involucran en las jerarquías de dominación según Wilber, son aquellas que están en los niveles inferiores de las jerarquías de crecimiento mediante el egoísmo (egocéntrico) y que se propone el cuidado del grupo (etnocentrismo) para dominar y oprimir en primer lugar. Correlativamente, aquellas personas que critican y rechazan esa jerarquía de dominación, son aquellas que se hallan en niveles verdaderamente altos de la jerarquía de crecimiento como el cuidado universal (mundicéntrico) pues cuida a cualquier persona sin importar raza, color, sexo o credo (integral). Es un desastre cultural de gran magnitud cuya culpa recae en la fase disfuncional entregada por la locura aperspectivista.

Ahora bien, para salir de esa locura aperspectivista, es preciso un proceso de crecimiento realmente transformador que requiere exponer los impulsos de las fuerzas opresivas desde lo egocéntrico a lo mundicéntrico a lo integral. Y aquí señor Wilber, quisiera apostillar que eso es precisamente lo que está haciendo el movimiento de divulgación conocido como Q al exponer abiertamente el satanismo del Estado profundo, lo cual contribuye a un despertar colectivo masivo. Creo que Wilber confunde a Trump como a un opresor más cuando, en realidad, está exponiendo al enemigo invisible de la humanidad. Como dice certeramente Wilber, nuestra cultura debe entender las bases generales de una visión del desarrollo que permita a la gente coincidir unos con otros en primer lugar: de ahí el lema “donde va uno, vamos todos” del movimiento Q, pues hay una consciencia emergente (“¿integral?”) contra la opresión del Estado profundo.

3-3 Lo que verde debe aprender para convertirse en una vanguardia genuina

Son cada vez más las personas (“voces verdes” las llama Wilber) que parecen haber entendido el mensaje central: aprendieron de la elección de Trump, no lo mucho que lo odiaban y despreciaban a sus seguidores, sino que debían llegar a este gran grupo de personas que pusieron a Trump en la presidencia; aprendieron que habían pasado su vida adulta básicamente menospreciándolos, burlándose de ellos y ridiculizándolos; y lo que se requería, en cambio, era comprenderlos de manera genuina, incluirlos en el diálogo, abrirse a ver el mundo desde su perspectiva, hacer espacio para ellos en el mundo. Según Wilber, esa es exactamente el tipo de sanación genuina que abraza la auto-corrección que la evolución busca: en mi opinión, precisamente eso es lo que está pasando en los Estados Unidos y, por eso mismo, más demócratas se pasan al lado de Trump al darse cuenta que el Partido Demócrata es sinónimo de Estado profundo satanista que ha manipulado a la humanidad.

Esa capacidad de abrazar una holarquía de crecimiento se presenta como un camino verdaderamente válido y “verdadero” para caminar hacia un mundo posmoderno pluralista. La enfermedad de la “locura aperspectivista” debe ser repensada y rechazada en todas sus formas: es verdad que ninguna perspectiva es privilegiada, pero, lo que en realidad significa, es que entre más perspectivas se incluyan, el mapa se vuelve más adecuado y certero. La era de la información se infectó rápidamente de esa locura aperspectivista y, consecuentemente, dejó de producir algoritmos que seleccionaran lo Bueno, lo Verdadero o lo Bello, y en cambio, simplemente satisfizo sus propias tendencias narcisistas.

En lo que concierne a la economía, el mundo se está moviendo tecnológicamente hacia una situación verdaderamente utópica pero libre de trabajo donde todos tendrán asegurado, de una u otra manera, el recibir todas las bases materiales para vivir una buena vida. Sin embargo, dice Wilber, ello requerirá un trabajo considerable para replantear tanto las teorías económicas como las prácticas económicas. Las teorías económicas actuales aún reflejan en esencia el materialismo científico del siglo XVIII y XIX: solo estudian el dinero y la riqueza material exterior, y no la conciencia interior ni la cultura; el dinero puede comprar todos los artículos materiales o físicos, pero no puede comprar a la conciencia, el amor, el cariño, la compasión, la inteligencia, los valores, el significado, el propósito, la visión, la motivación, la espiritualidad, los bienes emocionales y las ideas mentales.

Cualquier sociedad debe hacerse consciente de los muchos niveles interiores y estados de conciencia disponibles, para que así las personas puedan perseguir los increíbles y vastos mundos interiores que proveen las ilimitadas vistas de estados y fases superiores de ser y conciencia: el gozo, la atención, el amor, la compasión, la felicidad y la alegría. Desde una perspectiva integral, la compasión es la única actitud crítica que se nos es permitida. Es precisamente la falta de compasión en la academia, en los medios, en el entretenimiento y en la política liberal, lo que llevó a la gran cantidad de resentimiento y que provocó el triunfo, previamente inimaginable, de Trump: el 81 por ciento de aquellos que se describían a sí mismos como “enojados” votaron por Trump.

La distinción entre jerarquía de realización (o crecimiento) versus jerarquía de dominación (u opresiva) vislumbra holarquías con una genealogía real, una corriente evolutiva real, un proceso de desarrollo real que se despliega en alrededor de 6 a 9 fases principales cada vez más incluyentes, cada vez más amorosas, cada vez más cuidadosas, cada vez más completas, conscientes y complejas, y cada vez menos dominantes, menos opresivas y menos injustas: es lo que Wilber ha resumido como el crecimiento permanente de lo egocéntrico a lo etnocéntrico a lo mundicéntrico a lo integral. Este es el entendimiento general: las holarquías de crecimiento son la manera como superamos las jerarquías de dominación y, la verdadera vanguardia debe contemplar una auto-organización colectiva de la humanidad a través de la auto-trascendencia.

3-4 Otra vía hacia adelante: verdaderamente integral

La fase integral es la primera fase de desarrollo en toda la historia que siente que las fases previas tienen gran importancia y significado. No necesariamente concuerda con ellas, pero las acepta y adopta (aunque no sus limitaciones). De cualquier modo, cada fase previa es sin duda una fase dentro del desarrollo humano general, y ninguna fase puede ser omitida o traspasada. Odiar a las fases previas es profundamente suicida. La fase integral piensa que cada fase previa es importante, mientras que cada fase previa piensa que ella misma es la única importante. Es por ello que el enfoque integral acabaría casi automáticamente con el desastre de una locura aperspectivista. Cualquiera que adopte la perspectiva integral estará montado en la vanguardia misma de la evolución, con toda su bondad, verdad y belleza.

Sin embargo, los sorprendentes alcances de una verdadera vanguardia integral son algo que hoy en día apenas podemos esbozar, por la simple razón de que la humanidad nunca, en ningún punto, ha tenido algo como esto en toda su historia. Nunca hemos tenido una vanguardia que verdaderamente adopte e integre cada fase anterior. No tenemos ningún precedente de esto; no sabemos cómo podría ser esto. Ahora mismo tenemos que el 5 por ciento ya es integral, y podría llegar al 10 por ciento en una década o dos. La verdadera inclusión que los teóricos sociales y políticos de vanguardia han idealizado por tanto tiempo como algo cercano a la utopía será, de hecho, una posibilidad bastante real para la humanidad por primera vez en la historia.

Señala Wilber que esta fase integral, que ya ha comenzado a emerger con mucha fuerza alrededor del mundo, ha creado teorías completas como la Metateoría Integral que él representa, una de las más efectivas con 60 disciplinas humanas que han sido totalmente reinterpretadas a través de la lente Integral: Negocios Integrales, Medicina Integral, Arte Integral, Economía integral, Educación Integral, Política Integral, y muchas otras.

3-5 El futuro probable

Para llegar a una auto-organización a través de la auto-trascendencia, hay que deshacerse del nihilismo y el narcisismo, hay que dejar ir la locura aperspectivista, hay que aprender la diferencia entre las jerarquías de dominación y las holarquías de crecimiento, e introducir una sabiduría discriminatoria basada en el desarrollo, de esta manera la evolución podrá empezar a seguir adelante de una manera verdaderamente autoorganizada y auto-trascendente.

Ya hemos visto que uno de los efectos inmediatos de la elección de Trump es que un número significativo de individuos, en lugar de simplemente lamentarse y denigrar a Trump y a sus muchos seguidores, han comenzado a darse cuenta que ellos mismos deben comenzar a hacer aquello que previamente despreciaban: deben tratar de alcanzar, entender, incluir el diálogo, y extender la cortesía de una cantidad rudimentaria de compasión, cuidado e, incluso, amor, a la canasta de deplorables. Esto incluye el entendimiento de que él mismo pudo haber contribuido directamente con el enojo, el resentimiento y el odio que el núcleo de seguidores de Trump expresaban.

Una conciencia integral está ayudando a encarnar una auto-corrección evolutiva en sus propias acciones. Es esta visión Integral lo que, a Wilber, le gustaría recomendar a todo aquél que esté listo para ella, una visión integral deliberada y auto-consciente de cada perspectiva que encuentra, y así no sólo proveer la cura para un mundo que se ha vuelto un poco loco con fragmentos y pedazos de la realidad, sino también reunir no solo a varios individuos sino a varios enfoques a la verdad misma, resultando perspectivas verdaderamente comprensivas e integrales de lo Bueno, lo Verdadero y lo Bello.

Ello no es meramente una idea, sino que se basa en el territorio real de un nivel de desarrollo del ser y la conciencia misma, o sea, la fase integral. Aparezcamos en todas nuestras dimensiones del ser; Crezcamos en todos nuestros niveles de desarrollo y líneas de desarrollo; Despertemos a todos nuestros estados de conciencia (incluido aquellos llamados Iluminación, Despertar, Metamorfosis, Moksha, Satori, la Gran Liberación); y Limpiemos nuestras sombras que generan enfermedades emocionales epidémicas. Al integrar la totalidad del ayer, nos abriremos a la totalidad del mañana. Y nos proveerá de una vanguardia evolutiva que la humanidad nunca ha visto.

Esta es, sin lugar a duda, la próxima vanguardia genuina y auténtica, y su inevitable aparición ha comenzado. Cumple con el inexorable impulso de “trascender e incluir” literalmente todas las fases previas de desarrollo y las estaciones de vida que ahora habitan, pero sin el rencor inherente que cada una de ellas siente por la otra. La humanidad nunca ha tenido una vanguardia como ésta en ningún punto previo de la historia. Es la única cura segura (si se toma adecuadamente) para el estado aislado, regresivo, represivo, malvado y fragmentado en el que el mundo se encuentra y sigue cayendo.

Esta visión Integral nos permite escapar del sofocante sufrimiento de enfocarnos solamente en el triunfo de Trump. Por otro lado, sentir sólo desolación por la victoria de Trump nos impide ver las grandes fuerzas que trabajan en esa situación. Entender esta elección como una manifestación del impulso auto-correctivo de la evolución misma, nos da un poco de esperanza real en una situación que, de otro modo, será desesperadamente sombría. En las partes más profundas de nuestro ser, cada uno de nosotros está unido directamente con su corriente evolutiva, este Eros, este Espíritu-en-acción, infinitamente radiante y eternamente luminoso, radicalmente lleno de su desbordante sobreabundancia y excesivo en sus bendiciones, saliendo salvajemente del cielo e irrumpiendo del averno, y abrazando todo dentro de su amor y cuidados ilimitados. Este mundo no es más que el sueño de un Espíritu infinito, y sin embargo cada uno de nosotros es directamente el Espíritu mismo, soñando el mundo de nuestra propia maravilla.
Ver más


La educación cuántica

LA EDUCACIÓN CUÁNTICA alcanza las 100.000 descargas en PDF.

Un hito importante en mis publicaciones: 100.000 descargas en PDF de mi libro LA EDUCACIÓN CUÁNTICA . Gracias a todos!!
Ver más

PENSADOR

NUEVOS CONCEPTOS PARA VERDADES ETERNAS

1 - De la filosofía tradicional a la filosofía transpersonal

La filosofía o amor por la sabiduría implica una actitud proactiva de la razón en busca de un conocimiento en constante desarrollo hacia nuevas explicaciones intelectuales, nuevos descubrimientos científicos y, también, renovadas formas de entender la espiritualidad. Así es como se forjan los nuevos paradigmas como bien lo argumentó Thomas Samuel Kuhn.

En esa constante búsqueda de la “verdad”, como ya he aseverado en anteriores ocasiones, la filosofía ha significado para mí la posibilidad de hacer terapia personal para no caer en la locura aperspectivista de ese mundo exterior donde todo es sufrimiento y dualidad. El concepto “dualidad” así como “no-dualidad” se presentan como imprescindibles para entender la filosofía transpersonal que llevo desarrollando hace ya algunos años de la mano del inconmensurable Ken Wilber.

2 - La conciencia en el ámbito educativo

El desarrollo y explicación de la filosofía transpersonal ha implicado nuevos neologismos que han sido plasmados en mis publicaciones, tales como la evolución de la conciencia , el despertar espiritual , la conciencia de unidad y, aunque parezca extraño, también el perenne amor.

Si ya de por sí la filosofía es difícil de entender para muchos, la enmarañada complejidad en cómo se imparte en las universidades y los centros escolares, la hace aún más difícil de asimilarla con un deseo de aprender, que es la predisposición natural de todo niño. Esa filosofía impartida educacionalmente está en plena crisis existencial, pues no sabe dar respuestas a la actual crisis planetaria, sus causas y señalar al enemigo invisible de la humanidad.

3 - Ingeniería social y mental

Es así, a modo de nuevo paradigma filosófico, como nace la filosofía transpersonal mediante los nuevos conceptos antes aludidos. En un alarde de no hacer más compleja aún la filosofía, es necesario explicitar hasta la saciedad esos nuevos conceptos porque, en realidad, no son solo aprehensiones intelectuales a modo de ideas, que también, sino sobre todo experiencias de sentimientos y emociones de bondad que el sistema intenta desintegrar mediante la imposición del miedo, la división social y familiar, la destrucción del amor mediante las más diversas ideologías hasta llegar a la fragmentación de la conciencia y su disociación colectiva, lo que podría llamarse sin lugar a dudas una ingeniería social y mental para el control de la población de unos pocos sobre los muchos, lo cual afecta inevitable y gravemente a nuestra autonomía como seres pensantes, es decir, a la libertad de la humanidad.

4 - Pedagogía transpersonal

Así pues, hasta el mismo concepto de “libertad” debe ser repensado a la luz no solo de los graves acontecimientos mundiales actuales sino, sobre todo, bajo la luminosidad de “nuevos conceptos” que arrojen comprensión a nuestro lugar en el mundo y al sentido de la vida: ese es el motivo que hace surgir científicamente el movimiento transpersonal. El propio concepto “transpersonal” no es de uso frecuente en el sistema académico, diría más, es desconocido salvo honrosas y escasas publicaciones transpersonales internacionales.

Por tanto, es pertinente una pedagogía transpersonal para enseñar bien todo lo anterior. Se hace necesario explicitar esos nuevos conceptos, y ese es el objetivo de este artículo. Consecuentemente, a continuación, una sinopsis para entender la esencia de la filosofía transpersonal con algunos conceptos, nuevos para muchos, pero que en realidad aluden a verdades eternas:

La conciencia es un problema epistemológico y hermenéutico aún no resuelto ni por la ciencia ni por la razón humana. Si fuera así, es decir, que comprendiéramos qué sea la “conciencia”, otro gallo nos cantaría. La conciencia es vida, y la vida se expresa a través de diferentes niveles de conciencia, por eso pueden elaborarse mapas evolutivos de la conciencia. Los diferentes niveles de conciencia también son conocidos como dimensiones. Es por ello que, cada persona, ve e interpreta la vida desde un perspectiva propia y diferente a los demás, una cuestión demostrada mediante la física cuántica. Sin embargo, todas las personas pueden iniciar ese camino ascendente hacia la sabiduría en su propia conciencia. Se trata de un empoderamiento de su propia conciencia, es decir, un despertar espiritual que se sumerge en una psicología compleja del ser humano. Y en dicho despertar espiritual, el mayor grado de conciencia a nuestro alcance es la conciencia de unidad donde, el amor, es el mayor bien al que podamos aspirar en términos platónicos.

5 - El retorno de las verdades eternas

Sin embargo, con las “astucias de la razón” y “la burla de la historia” en palabras de Hegel (1) , la historia está condenada a repetirse y nos recuerda siempre la misma lección: la filosofía perenne que subyace a todas las filosofías y movimientos espirituales genuinos, debe ser recuperada como condición sine qua non para un necesario y renovado proyecto filosófico y pedagógico: cambiarse a sí mismo para cambiar al mundo.

En este artículo y, sobre todo, en los dos párrafos de la sinopsis anterior, tienen los "nuevos conceptos" de la filosofía transpersonal para "verdades eternas" que deben ser redescubiertas por nuestra razón pero, por excelencia, por nuestro corazón: ese el fundamento epistemológico para una educación transracional.


Nota (1):

La filosofía de la historia de Hegel está marcada por los conceptos de las “astucias de la razón” y la “burla de la historia”: la historia conduce a los hombres que creen conducirse a sí mismos, como individuos y como sociedades, y castiga sus pretensiones de modo que la historia-mundo se burla de ellos produciendo resultados exactamente contrarios, paradójicos, a los pretendidos por sus autores, aunque finalmente la historia se reordena y, en un bucle fantástico, retrocede sobre sí misma y con su burla y paradoja sarcástica, convertida en mecanismo de cifrado, crea también ella misma, sin quererlo, realidades y símbolos ocultos al mundo y accesibles solo a los cognoscentes, es decir, a aquellos que quieren conocer.
Ver más


trascendencia

¿ES POSIBLE DESDE LA FILOSOFÍA CONTEMPLAR DIMENSIONES DE TRASCENDENCIA ESPIRITUAL?

Andaba yo intentando explicar los diferentes niveles de conciencia a la revolucionaria maestra transpersonal Marely cuando, a modo de analogía, le expuse el ejemplo de las muñecas rusas.

Le dije, al igual que cada muñeca de tamaño superior incluye a la de tamaño inmediatamente inferior, las diferentes dimensiones se pueden enumerar y diferenciar. Entonces, ¿ qué son las dimensiones?

Cuando la conciencia pasa de dimensión en dimensión, le dije a Marely, formas parte de tu propia evolución consciente. Y, cuando eres consciente de tu evolución, tomas las riendas de tu destino, pues en eso consiste el empoderamiento consciente: el empoderamiento no es más que la razón que se espiritualiza, es lo que se conoce gracias a la Tesis Doctoral de Noemi Siverio como despertar espiritual.

Pero el despertar espiritual, seguí diciendo a Marely, ocurre en nuestra vida 3D (Matrix tridimensional, caverna platónica o dualidad), es decir, el despertar espiritual es tomar consciencia que vivimos bajo una racionalidad pragmática y, dicho de otro modo, tomamos consciencia de un cambio de paradigma psicológico hacia un nuevo paradigma espiritual.

El tránsito de la 3D (razón-ego o materialismo científico) hacia la 5D (amor o espiritualidad) no es un concepto “nuevo”, pues ya fue explicitado de un modo filosófico por Kant y Wilber, respectivamente, mediante las “Tres críticas y los cuatro cuadrantes”. Pienso que nadie como Wilber ha resuelto el problema de nuestra civilización: es un problema de la evolución de la conciencia. Quizá he ahí el misterio de la vida ….

En efecto, la compresión filosófica contribuye a la evolución, pues “comprender es evolucionar”, a pesar de que en palabras de Einstein “Cada día sabemos más pero entendemos menos”. Sin embargo, con la constatación heideggeriana de que “todo comprender es comprenderse”, cabe destacar el papel positivo de la subjetividad en la hermenéutica, lo cual implica distinguir la subjetividad metafísica de lo que sería el ser humano individual, al que no se opone la hermenéutica (González y Trías, 2003). La metafísica, aunque problemática, es inevitable: el ser “humano” (cualquier ser con determinado grado de consciencia) es un ser metafísico, y la desaparición de la metafísica solo es posible con la desaparición del humano (o vivos semejantes de otros planetas) (Negrete, 2014).

El mismo hecho de comprender implica un estado de conciencia en el que se trasciende una perspectiva desfasada de la vida caduca científicamente y, por tanto, es un anacronismo cultural que nos impele a vivir y sentir una renovada experiencia espiritual que apunta hacia la conciencia de unidad.

Por tanto, el despertar espiritual, básicamente, es una comprensión superior de la razón y que reconoce e identifica que, por encima de ella misma, solo impera el amor. En ello consiste la espiritualización de la razón o racionalismo espiritual ….. es un camino ascendente hacia la sabiduría donde, en el Mundo de las Ideas, la Bondad es la Verdad que confiere Belleza al sentido de la vida.

La pregunta subyacente a esta reflexión mantenida con una docente innovadora de la educación transracional sería: ¿Es posible desde la filosofía contemplar dimensiones de trascendencia espiritual? Ese fue el reto planteado en mi obra Ciencia, Filosofía, Espiritualidad (Gratis en PDF).


Bibliografía:

González, J. y Trías, E. Cuestiones metafísicas. Madrid: Editorial Trotta, 2003.

Negrete, Juan Antonio. De la Filosofía como Dialéctica y Analogía. Madrid: Apeiron Ediciones, 2015.
Ver más


La educación cuántica

EL MITO DE LA CAVERNA

Este artículo es una reproducción del capítulo 10 de la primera parte de LA EDUCACIÓN CUÁNTICA

1 - Sombras y luces

Hacer historia es harto difícil, aunque no imposible. La educación cuántica ha surgido holísticamente en la noosfera por dos motivos. Por un lado, mediante la física cuántica se ha producido un giro copernicano en el materialismo científico del “ver para creer” al “creer para ver”, abriendo así la puerta de la maestranza para que entre triunfante desde el fondo de la historia la filosofía transpersonal y la psicología transpersonal. Y por otro lado provocado ese surgimiento holístico de La educación cuántica, por la crisis espiritual al acercarse el “misticismo cuántico” peligrosamente en el cuestionamiento de los dogmas religiosos.

En efecto, la “espiritualidad religiosa” (creencia sin razón) está acosada por los “místicos cuánticos” (creencia con razón), unos “peligrosos” librepensadores calificados como pseudocientíficos por intentar unir la ciencia y el espíritu en una escuela de pensamiento auspiciada por la filosofía transpersonal. ¡Cuidado, estamos robando la espiritualidad a la curia eclesiástica! ¡Y también el derecho a pensar que pertenece al materialismo científico! ¿Quién debe vigilar los pensamientos de quién? ¿Quién tiene razón en este encontronazo entre ideas materialistas e idealistas?

Lo cierto es que, aunque ello tarde alguna que otra generación, la crisis espiritual es inevitable, pues los dogmas religiosos se están agrietando por el acoso del emergente racionalismo espiritual, el cual cuestiona la espiritualidad basada en la simple fe, alejada de la razón y la ciencia, como si los fieles fueran incapaces de comprender las cuestiones del espíritu. Y en ese terreno, el método científico no tiene mucho que hacer, pues rechaza implícitamente el “creer para ver”, salvo que comience a vislumbrar las propuestas del “misticismo cuántico”, por cierto, una corriente de pensamiento generada por unos díscolos científicos. Nadie puede obligar a otra persona a convertir sus ideas. La razón es una cosa y la fe otra muy distinta, hasta ahora…

Primeramente. En un largo periodo histórico, la fe religiosa ha supuesto la mayor ceguera para hacer del hombre un ser libre y consciente, hasta que Descartes alumbró al “cogito”. Durante esa larga noche oscura de la humanidad, la milenaria sabiduría recogida por Platón en las antiguas escuelas de conocimiento esotérico, ha sido sepultada por los dogmas religiosos. Desde una perspectiva histórica, como diría el propia Marx, “la religión es el opio del pueblo”. Es la sinrazón diría yo. Antaño, probablemente, se pudiera necesitar de un confesor; hoy le corresponde profesionalmente ese papel a la psicología y al asesoramiento filosófico. El asesoramiento filosófico es el revulsivo pedagógico por excelencia, pues busca devolver a la filosofía su operatividad, su originaria dimensión terapéutica y su relevancia para la vida cotidiana. En este sentido está escrita La educación cuántica.

En segundo lugar. Con el racionalismo moderno, la ciencia se ha dado un empacho en su búsqueda hacia la verdad mediante el método científico. Pero un buen día, la ciencia no pudo progresar más en su expansión cósmica: por un lado, la teoría de cuerdas que postula otras dimensiones raya inexorablemente con cuestiones filosóficas y espirituales inabarcables mediante el método científico; por otro lado, la física cuántica que remite irremediablemente al observador como modificador de la realidad, ha despertado de su letargo a unos díscolos pensadores conocidos como “místicos cuánticos”, un tímido movimiento de rebeldes que osaron unir la ciencia con la espiritualidad.

2 - Las sombras del ego

Estos pensadores “transpersonales”, al aunar la ciencia con la espiritualidad, ponen inevitablemente en cuestionamiento al pensamiento occidental: el pensamiento único neoliberal es una dictadura del ego plutocrático que utiliza la información, el conocimiento, la educación, los gobiernos y los ciudadanos para exclusivos fines egoístas y de dominación. El genuino pensamiento que debería defender a la humanidad está secuestrado por instituciones pretendidamente “democráticas” -Troika, BCE, CE, FMI, Banco Mundial, gobiernos, partidos políticos, justicia, etcétera-, como evidencia la demanda de una nueva conciencia por el 15M y demás movimientos sociales. La noosfera está en marcha: el “yo” (ego) está despertando paulatinamente y, como la oruga se transforma en mariposa, de ese “yo” surge holísticamente un espíritu colectivo o “nosotros” kantiano. Es un cambio de paradigma que se da tanto en las estructuras sociales como psicológicas. Es una renovada conciencia presente en aquellas personas que aúnan la racionalidad con la genuina espiritualidad, hasta ahora ambas presas, respectivamente, de los poderes fácticos y de los dogmas religiosos.

Si a lo anterior le unimos la crisis epistemológica que está sufriendo el método científico al ser acosado por lo que ellos llaman “místicos cuánticos”, el cambio de paradigma que se presenta es más que evidente: la filosofía tradicional, ese pensamiento surgido de la racional-modernidad tras el primer renacimiento humanístico, está agotado y no puede dar respuesta a la demanda colectiva que pide a gritos un cambio de verdad en el mundo. Estos rebeldes se les suelen conocer como “anti sistema”, “anti globalización”, “15M”, “Occupy Wall Street”, “Foro Social Mundial”, “ATTAC”, “misticismo cuántico”, etcétera. Todos ellos son “activistas cuánticos” que trabajan en la unión del “nosotros” frente a los egos fragmentados y disociados de la colectividad. Toda una crisis civilizatoria del pensamiento occidental que ha segregado el espíritu colectivo de la razón, y que ahora reivindica su legítimo papel en la historia.

Marx desentrañó las leyes inherentes al funcionamiento del capitalismo que ha degenerado en la actual crisis económica, social y política. Pero fue Kant antes que Marx quien previo la crisis intelectual y espiritual que está viviendo actualmente la humanidad, unas dudas que expresó en su ensayo ¿Qué es la ilustración? . Kant, mediante sus Tres críticas, diferenció magistralmente tres mundos: la ciencia (“ello”), la profundidad intelectual del sujeto cognoscente (“yo”) y la moralidad como sujetos espirituales (“nosotros”). Posteriormente la postmodernidad ha fracasado en su intento de unir ese mundo exterior y ese mundo interior con un conocimiento fundamentalmente sustentado sobre un racionalismo pragmático. Sin embargo, los polos están cambiando: Ken Wilber ha marcado un antes y un después en el pensamiento filosófico al unir la filosofía oriental con la occidental; Wilber es el Kant de nuestra época, aunque los materialistas científicos lo ignoren por completo. Quieran o no los defensores del materialismo científico, el racionalismo espiritual se está abriendo camino. Y es de justicia histórica que el peyorativo “misticismo cuántico” sea rehabilitado como filosofía transpersonal, una tesis esencial en estas reflexiones sobre La educación cuántica. ¿Es este bucle pensativo comparable en su objetivo al Mito de la caverna de Platón? Reflexión…

3 - Razonar a contracorriente

El método científico es válido para averiguar qué hay de verdad en el objeto. Pero cuando dicho objeto de conocimiento es el propio sujeto, se da la circunstancia que es la propia conciencia que se piensa a sí misma. ¿Cómo va el método científico sonsacar “verdades” de ese campo pensativo? ¿Con un potente telescopio? ¿Con un profundo microscopio? No hay lugar a dudas: con la filosofía transpersonal, con la interacción de la razón con el espíritu, aunando los dos modos de saber, el método científico y el trascendental. Este nuevo paradigma pensativo permite progresar no solo por el sendero psicológico, sino también por el pedagógico porque, a la postre, comprender el mundo es aprehenderlo mediante conceptos o neologismos, como se ha visto en la “dinámica espiral” del anterior capítulo. Y a ese constructo pensativo se le llama filosofía transpersonal, un derecho a filosofar que no me arrebatarán ni la Iglesia, ni los plutócratas, y mucho menos los escépticos.

Aunque el movimiento escéptico arremeta una y otra vez, contra viento y marea a contracorriente de los místicos cuánticos, mi pensamiento filosófico debe ser respetado, como si del Discurso del método se tratara, pues La educación cuántica postula el sintagma pensativo dinámica espiral a modo de reinterpretación de la historia del pensamiento, con el objetivo de que la filosofía sea rescatada de su complejidad cognitiva y hacer fácil el entendimiento de la vida, el mundo y las personas. Lo mismo que pretendía Descartes frente a la Iglesia, pero ahora, además, contra el pensamiento único neoliberal.

Los ideólogos del capitalismo han enmarañado intencionadamente el Mundo de las Ideas con la finalidad de apropiarse de todas las estructuras de dominación en el planeta (productivas, alimenticias, económicas, políticas, institucionales, etcétera), para mayor dominio sobre la humanidad con el subsiguiente sufrimiento causado a las personas, los Estados y los continentes. Con ello se ha impuesto un pensamiento “único” y “neoliberal” (libertad de los mercados por encima de las personas). No sé si he sufrido más luchando casi toda una vida por seguir el rastro del dinero como me imponía el capitalismo, o en los escasos años que llevo elaborando mi propio sistema filosófico como librepensador frente al movimiento de escépticos. Tanto para hacer dinero como para defender las propias ideas, se requiere de esfuerzo y tiempo pero, para hacerse un hueco en el Mundo de las Ideas, no solo basta saber que se vive en la verdad (modo no dual de conocimiento, trascendental), sino que demostrar dicha verdad a modo de educación cuántica es una ardua labor, pues se tiene enfrente a una multitud de escépticos anclados todavía al primer modo de saber, el dual entre sujeto y objeto, cuyo método científico se ha atascado con la física cuántica.

Al perseguir la errática felicidad dineraria, como muchos, he sufrido las inclemencias de la sombría cueva platónica, una metáfora en alusión a este perverso y depredador sistema capitalista de producción que fragmenta a la razón y disocia el espíritu colectivo, enfrentando así al ego contra el mundo. Fue Ken Wilber quien iluminó mi atascado raciocinio mediante la emergente espiritualidad presente en la filosofía transpersonal. “Es de bien nacidos ser agradecidos”, y por ello mi recurrente reconocimiento a Ken Wilber pues ha significado intelectualmente el eslabón perdido en la paradigmática evolución de la historia del pensamiento, aunque él y su legión de seguidores seamos peyorativamente acusados de “místicos cuánticos”. “Ladran, luego cabalgamos”. Lo mismo que le pasó a Descartes, Copérnico y Bruno, por citar solo algunos de los muchos pensadores que se atrevieron razonar a contracorriente del pensamiento dogmático dominante. Sin embargo, es mediante dicho inquisitivo pensamiento como se hace historia, de ahí que la filosofía sea aludida con propiedad como la historia del pensamiento, presa ahora de un caduco materialismo científico. Pero, muy a pesar de los escépticos, la física cuántica remite al sujeto cognoscente como objeto de conocimiento, es decir, a la conciencia que debe conocerse a sí misma, al famoso aforismo griego “Conócete a ti mismo”, y para tal labor, mi dinámica espiral es una renovada visión de la historia del pensamiento.

Mediante un sintagma en un solo folio y gracias a la analogía del ADN, en mi sistema pensativo, la historia de la filosofía es intuida sin apenas esfuerzo intelectual. Con un simple vistazo se aprehende la evolución paradigmática de la historia de la humanidad, toda una reproducción mimética de la naturaleza en el Mundo de las Ideas que hace cierto el aforismo de que “como es arriba, es abajo; como es abajo, es arriba”. Esta frase esotérica hace referencia a la segunda ley de la Tabla de Esmeralda de Hermes Trismegisto. La frase puede ser considerada como una referencia a la relación entre el hombre y el universo.

Esta revolucionaria pedagogía filosófica permite, mediante un sintagma, ver cómo ha evolucionado la humanidad hasta llegar a los paradigmas de la física clásica y la física cuántica, como iniciadores de nuestra era contemporánea. Hasta dicho cambio de paradigma científico, en apariencia, todo es claro. Sin embargo, la física cuántica ha posibilitado un nuevo paradigma de conocimiento, cuya dificultad cognitiva está en la interpretación de los paradigmas intelectuales, sociales, psicológicos y espirituales actualmente en discordia si no se dispone de un “mapa” a modo de dinámica espiral como interpretación de la historia del pensamiento. Ante ello, el nuevo paradigma de conocimiento posibilitado por la física cuántica, es el racionalismo espiritual presente en la filosofía perenne, donde sujeto y objeto son una y la misma cosa, y cuya percepción se realiza mediante una renovada conciencia como acreditan no solo los “místicos cuánticos”, sino también una multitud de movimientos sociales que claman contra el imperialismo económico desplegado por los egoístas plutócratas.

Bueno es recordar a costa de correr el riesgo de pasar por un pedante intelectual que, el cambio de conciencia que salió efervescentemente del 15M en 2011, ya fue intelectualmente anticipado en mi primera obra Pensar en ser rico, a partir de la cual propugno un segundo renacimiento de la humanidad donde, el “pienso, luego existo”, debe paradigmáticamente ser sustituido por el espíritu colectivo reflejado en el imperativo categórico de Kant. Pero en honor a la verdad, hay otros pensadores antes que yo que apuntaban en esa dirección. En dicho sentido, sin lugar a dudas, la filosofía de Wilber es el constructo magno de un pensamiento que permite a muchos sinceros buscadores de verdad sintetizar unitariamente la racionalidad occidental con la espiritualidad oriental. Tal ha sido mi caso. Durante mi salida del mundo de las sombras, entiéndase el sistema capitalista, he escrito varias obras que han culminado con Capitalismo y conciencia. Y La educación cuántica es la aplicación pedagógica de dicha obra.

El materialismo científico puede seguir, con toda razón, con el método científico. Pero ese modo unidireccional de medir la realidad se ha volatizado con el surgimiento de la física cuántica y su apertura hacia la fenomenología. Entonces, hubo una reconversión pensativa mal llamada “misticismo cuántico” pero, como creo haber demostrado, hay que hablar propiamente de filosofía transpersonal. Conviene recordar que, a la postre, la “cuarta fuerza” de la psicología, lo “transpersonal”, ha estado incubándose durante varias décadas hasta su alumbramiento de un modo científico y filosófico por Ken Wilber . Tarde o temprano, el movimiento de escépticos a este nuevo paradigma de conocimiento, será deslumbrado por la verdad porque, como dijo Gandhi, “la verdad es la verdad, aunque solo la mantenga una minoría... aunque esa minoría sea uno solo”. ¿No fue así como inició Descartes el racionalismo moderno? ¿Y qué decir del criticismo kantiano? ¿Por qué no dar un voto de confianza a la filosofía transpersonal magníficamente elaborada por Ken Wilber mediante sus “cuatro cuadrantes”?.

Confieso haber bebido en las turbulentas aguas de una filosofía de difícil acceso para todo escéptico. Reconozco que voy a contracorriente, que mi pequeña bandera filosófica es como un simple flotador en la inmensidad de un mar de ideas. Pero, ¿no es acaso el sino de los que se atreven a pensar más allá del pensamiento dominante? ¿No es ello una condena para todo pensador que ose expresar unas ideas extraídas desde su “otro yo”, como propone el físico francés Garnier? A ese camino solitario y angosto lo llamo la “soledad del pensador” que, en un automatismo de defensa, es expresada mediante la escritura, más que nada para dar rienda suelta a tanta convulsión de pensamientos y no caer en la locura. Porque, aunque el mundo no esté cuerdo del todo, hay que cuidarse mucho de no caer en la paranoia también . He tenido suficiente con el acoso del capitalismo que me ha llevado a ser un declarado anti sistema, no vaya a ser que, también, me quieran linchar por defender la filosofía transpersonal como ciencia de la conciencia, mal entendida esta por los escépticos como “misticismo cuántico”.

Para que un sujeto cognoscente pueda integrarse plenamente en la sociedad debe, antes que nada, ser una persona libre para disponer en consciencia de su capacidad racional, una cuestión que el capitalismo no puede garantizar al ser el actual sistema educativo un instrumento de manipulación por secuaces políticos al servicio de los poderes fácticos. Con ello, vuelvo a insistir, el pensamiento, la ciencia y la educación no están libres de ataduras dogmáticas a un perverso sistema de dominación que socava los más elementales Derechos Humanos. Y para revertir dicha tendencia, La educación cuántica es una renovada propuesta pedagógica en materia filosófica, psicológica, social, educacional e histórica. Porque, como aseverara el paleontólogo y filósofo francés Pierre Teilhard de Chardin, “el pasado me ha revelado la estructura del futuro”. Y en esa cuestión temporal, no me cabe duda de que la humanidad vive todavía en una caverna platónica, con mucha tecnología, pero con un ego herido de muerte que solo puede ser sanado con la democratización del saber y la solidaridad social como expresión del amor universal.

Pierre Teilhard de Chardin aportó una muy personal y original visión de la evolución. Suyos son los conceptos “noosfera” (conjunto de los seres inteligentes con el medio en que viven) y “Punto Omega” para describir el punto más alto de la evolución de la conciencia, considerándolo como el fin último de la misma. Según Pierre Teilhard de Chardin, el planeta se encuentra en un proceso transformador, evolucionando desde la biosfera a la noosfera. Más concretamente, propugno que la noosfera ha involucionado desde el “cogito” cartesiano hasta plasmarse en un ego fragmentado y disociado de la colectividad, dando lugar a una sociedad líquida a decir del sociólogo polaco Zygmunt Bauman, o en un pensamiento débil según el filósofo italiano Gianni Vattimo. Respectivamente, con la colectividad disociada y el ego fragmentado, ¿cómo reconstruir este viejo mundo moribundo cuando colapse? ¿Hacia dónde va la historia del pensamiento? ¿Cómo salir de esta oscura caverna platónica? La educación cuántica es una humilde propuesta a dichas cuestiones.

Recordemos estas preguntas: ¿qué ha ocurrido en la historia reciente de la humanidad?, ¿cómo ha sido factible que la ciencia del Ser, la filosofía, haya devenido en un psicologismo en sentido positivista, e incapaz de salir de las garras de la historia? El ascenso cognitivo, psicológico y filosófico postulado por La educación cuántica constituye una huida pensativa del actual sistema capitalista y de su historia manifiestamente manipulada desde el ego plutocrático. Es una huida en busca de luz, en busca de unas renovadas ideas para la transformación de las personas: hay un nuevo mundo por descubrir en el interior de cada uno de nosotros. Por ello mismo, es pertinente descender a la caverna platónica con una renovada pedagogía histórica, una cuestión que será abordada en el siguiente capítulo.


COMENTARIO DE TEXTO A ESTE ARTÍCULO:

Pienso que hay pensadores, como Platón, que están más vigentes que nunca para comprender nuestro presente a partir de una simple alegoría como EL MITO DE LA CAVERNA. Pienso que la filosofía ha sido mal explicada en el sistema educativo, pues se ha hecho énfasis en la comprensión racional, pero desligada de la comprensión espiritual. Y recordemos que la lección de esos grandes maestros, como Platón, nos hablaban de la sabiduría y el amor, tan ausentes en la presente crisis planetaria.

Ver más


MISTICISMO

AHORA QUE ESTAMOS DESPERTANDO: ¿QUÉ HACEMOS?

1 – El pensamiento crítico individual y colectivo

En mi anterior artículo, argumenté que la falsa plandemia hace surgir el pensamiento crítico individual y colectivo. Quedó meridianamente expuesto en dicho artículo que tener un pensamiento crítico equivale, según mis postulaciones filosóficas, al despertar de la conciencia hacia la única espiritualidad posible exenta de dogmas religiosos: la muerte del ego y su sanación trascendental mediante la meditación, un camino solitario no exento de dificultades pues supone, inherentemente, emanciparse de nuestra minoría de edad, ya sea de un modo individual o también colectivo.

2 – El movimiento transpersonal

De un modo individual, el ego debe desprenderse de todo aquello que no sea él mismo como Ser, es decir, quitar los velos de la percepción que impiden acercarnos más y más a nuestra profundidad interior y su conexión cuántica con la humanidad y todos los seres. Ese proceso psicológico de trascendencia y de autoconocimiento mediante un acercamiento a la espiritualidad es, de un modo académico, conocido como el movimiento transpersonal. Esta cuarta fuerza de la psicología tras el conductismo, el psicoanálisis y el humanismo, contempla el estudio cognitivo de la espiritualidad y sus efectos benéficos para el cuerpo, la mente y el espíritu, según numerosas evidencias científicas tal como argumento en mi obra Ciencia, Filosofía, Espiritualidad.

3 – La conciencia de unidad individual

Ahora bien, una vez llegado a ese estado de “despertar”, en realidad, lo único que se ha hecho es transmutar nuestra perspectiva de la realidad desde la dualidad a la no-dualidad de modo que, cada uno de nosotros, siente la imperiosa conexión con los otros a través del Amor, lo que se puede denominar como la conciencia de unidad. Una vez llegado a este estado de ser que desplaza “el servicio a sí mismo” por “el servicio a los demás”, se constituye en la misión de vida por excelencia. Cuando el sentido de nuestra vida sea servir a los demás, todas las estructuras egoicas caerán por su propio peso, sobre todo las mentiras económicas, políticas y epistemológicas y las religiosas, pero también las científicas y el sentido de nuestra historia. Percibir así al mundo es, bajo mi particular visión, una característica cognitiva de la persona espiritualmente despierta.

4 – La conciencia de unidad colectiva: fuera dogmas

En virtud de esa eclosión conciencial individual, se van formando intersubjetividades comunes con los mismos intereses, por ejemplo, como los médicos y científicos que se han asociado en "médicos por la verdad”. Ahora bien, esa actitud de cooperación surgida desde la ciencia en búsqueda de la “verdad” es digna de admirar pues, recordemos una vez más, que “la verdad nos hará libres”. Y la primera de “las verdades” de un modo epistemológico es que, el ego del materialismo científico, ha sido una piedra en el zapato del edificio del conocimiento. Los materialistas científicos se adjudicaron la potestad de poseer la única “verdad”, lo cual se convirtió en el dogma científico que ha prevalecido en la estela del pensamiento académico y educativo a lo largo del siglo veinte, y todavía en este siglo veintiuno, pero ahora abocados a una crisis de conciencia y una crisis de cultura. Lo mismo podríamos decir de los dogmas religiosos asociados con el satanismo pues ambos, la ciencia y la religión, se constituye en una dualidad cognitiva artificialmente manipulada por el enemigo invisible de la humanidad.

5 – La filosofía transpersonal y la educación transracional

El dogma materialista que reniega de toda espiritualidad, afirma que la conciencia surge de un conglomerado de átomos, células y moléculas dependientes del tiempo y el azar. En realidad, el azar no existe en el universo, hay un principio espiritual que trasciende la materia, lo que en filosofía se conoce como metafísica. Sin embargo, la metafísica ha sido estudiada en el sistema educativo de un modo totalmente racionalista, es decir, sin tener en cuenta a las experiencias místicas o espirituales. La filosofía transpersonal es precisamente eso: una disciplina que aúna la razón con el espíritu mediante la experiencia de la meditación como camino introspectivo tal como defendía el inconmensurable Sócrates: “Aquel que quiera cambiar el mundo, deberá comenzar por cambiarse a sí mismo”. Y ello puede ser enseñado a los alumnos mediante una educación transracional como pretende la profesora Marely Figueroa. Para tal objetivo, será necesario, asimismo, estudiar la “psicología del homo complexus para una educación desde la compresión” tal como propone en su Tesis Doctoral Noemi Siverio.

6 – Hacia una sociedad holografica

Ahí queda nuestra misión de vida individual y colectiva: despertar espiritualmente y crear una sociedad holográfica que sustituya a un sistema piramidal impuesto y controlado por la élite. Y ello solamente se puede conseguir con la recuperación de la capacidad reflexiva individual y colectiva mediante la filosofía transpersonal y la educación transracional.


COMENTARIO DE TEXTO A ESTE ARTÍCULO:

Es indiscutible que asistimos a un despertar espiritual colectivo masivo, aunque la mayoría todavía esté dormida. Cada persona tiene su propio proceso de evolución espiritual. Sin embargo, la evolución colectiva de la conciencia, debe ser orientada de una manera consensuada por filósofos y educadores, pues el pensamiento y la educación de ese pensamiento conforma la cultura en la que decidamos vivir entre todos.
Ver más


noemi

CRONOLOGÍA DE LA CONCIENCIA HUMANA: LA FALSA PLANDEMIA HACE SURGIR EL PENSAMIENTO CRÍTICO INDIVIDUAL Y COLECTIVO

Este artículo está dedicado a dos mujeres pioneras que han introducido la filosofía transpersonal en la educación: Marely Figueroa y Noemi Siverio. Gracias, muchas gracias.

1 - La minoría de edad en el ser humano

Muchas personas se sienten ahora presionadas a reaccionar frente a esta falsa pandemia, lo cual obliga al más común de los mortales a reflexionar para intentar saber lo que está pasando en el mundo. Pero, como argumento en mi primer libro Pensar en ser rico, la actividad reflexiva puede ser activa o pasiva en función de la actitud del pensador respecto a la consideración del conocimiento como tabla de salvación ante un problema de difícil solución, y créanme que esta falsa pandemia ha obligado a pensar a más de uno.

Sin embargo, tener un pensamiento crítico es una ardua tarea que no toda persona desea iniciar. Es más fácil delegar el empoderamiento personal en manos de otras personas que nos solucionen los problemas, parafraseando a Kant, a causa de una cobardía y pereza que ha permitido a otros a erigirse en tutores nuestros. Dicho de otro modo, el ser humano está todavía en minoría de edad a causa de la pereza y cobardía de decidir si el empoderamiento de su propio pensamiento es conveniente o no para sus intereses individuales. Cuando una persona cede su empoderamiento (es decir, dejar de ser consciente de su propia conciencia), en realidad, está cediendo su poder personal y, por tanto, cede a los citados “tutores” las decisiones sobre actos y pensamientos que pertenecen propiamente al sentido de nuestra propia vida.

2 - La fragmentación de la conciencia y la disociación colectiva

En cierto modo, existe una fragmentación de nuestra conciencia personal y una disociación colectiva pues, como afirma Kant, la minoría de edad del ser humano consiste en la incapacidad para servirse del entendimiento sin verse guiado por algún otro, por ejemplo, el médico para la salud, el clérigo para la salvación de nuestras almas y el político para organizar nuestras vidas. Todo ese des-empoderamiento personal se realiza seguramente de un modo inconsciente, pues estamos adoctrinados a seguir ciertas reglas y roles sociales si queremos estar bien ajustados a un sistema de convivencia democrática que nos garantiza nuestra libertad y nuestro bienestar (nótese la ironía al ver cómo está el mundo actualmente….) ¿Para qué pensar?, es más fácil dejar las importantes cuestiones vitales en manos de otros:

-en beneficio de unos poderes fácticos organizados mediante una jerarquía plutocrática y satánica;

-de la industrias farmacéuticas, que nos envenenan;

-de la religión como espoleta espiritual dominada por el enemigo invisible de la humanidad;

-y la casta política que manipula a la economía y la ideología a través del poder ejercido sobre la educación.

A todo lo anterior, se le suele llamar, al menos yo así lo denomino, una ingeniería social y mental.

Ahora sabemos que los enemigos de la humanidad han esparcido una falsa pandemia biológica (al menos les ha salido mal), aunque han alcanzado parte de su objetivo final: inocular el miedo como virus de una pandemia psicológica. Esta pandemia psicológica colectiva atenta contra nuestra libertad de pensamiento, pues esos poderes fácticos insisten en que nos creamos sus mentiras económicas, políticas y epistemológicas. Afortunadamente, el gran despertar es imparable, como han demostrado las asociaciones de “médicos por la verdad”.

3 - España: Cómo Pablo Iglesias manipuló a la conciencia colectiva

En España, hubo un amago de despertar colectivo con el surgimiento del movimiento 15M del año 2011, el cual fue absorbido por el ahora acusado de terrorismo internacional Pablo Iglesias a la cabeza de la formación política Podemos. Todas las personas que participaron en aquella efervescente conciencia colectiva a través de los famosos “Círculos”, fueron literalmente engañadas con el sistema-plancha de votación que sólo podía dar como ganador a Pablo Iglesias y sus acólitos elegidos. Con esa jugarreta, Pabló Iglesias dejó tirados en el tablero a más de mil ciudadanos que se postularon para candidatos a hacer alta política, a decidir por nosotros mismos acerca de nuestras vidas. Pero eso no fue posible, quisimos trascender nuestra minoría de edad como quería Kant, pero Pablo Iglesias sentenció que los de abajo no estábamos preparados para pensar por nosotros mismos, él y sus secuaces se encargarían de pensar políticamente por nosotros. Así nos va, pronto lo veremos en este próximo mes de septiembre: viene una muy gorda.

4 - El empoderamiento y el despertar espiritual

No obstante, trascendí la anterior disociación colectiva del 15M, hasta preguntarme por qué hay tanto sufrimiento en el mundo. Descubrí que el conocimiento sin amor es puro egoísmo y la causa de tanto dolor en el mundo. Es en ese preciso momento donde se produce un “racionalismo espiritual” que, según la Tesis Doctoral de Noemi Siverio, se trataría de una dimensión espiritual: un despertar de la conciencia.

El despertar espiritual y la evolución del amor no es una cuestión que otros puedan hacer por nosotros sino que se convierte en nuestro personal camino ascendente hacia la sabiduría, ya no podemos delegar en “otros” esa tarea de empoderamiento intelectual y espiritual, pues atañe a nuestra propia libertad, que ahora queremos recuperar: por eso se originó el 15M, también los mal llamados “teóricos de la conspiración”, y ahora Q. Queremos trascender nuestra minoría de edad y que no nos llamen "negacionistas" por tener un "pensamiento crítico".

5 - El pensamiento crítico en la educación

¿Cómo vamos a educar a nuestros niños con tal manipulación de la historia? ¿Vamos a transmitirles los mismos valores que nos han esclavizado? ¿Es preciso que haya una ciencia de la conciencia que contemple el empoderamiento? ¿Es posible enseñar todo ello? Sí, mediante la filosofía transpersonal y una educación transracional tal como propone la Tesis de Marely Figueroa.

Para aprehender bien todo lo anterior es necesario un proyecto filosófico y pedagógico: cambiarse a sí mismo para cambiar al mundo. Una tarea que recae en científicos, filósofos, profesores y educadores.

Ahí dejo la propuesta, es una simple reflexión para saber con cuántos coincido en el camino.
Ver más


amor

SEPTIEMBRE 2020 EN ESPAÑA: VIENE UNA MUY GORDA

En este enlace:una entrevista de radio con el mismo título y contenido.

Andaba yo documentándome para la entrevista de radio de este próximo jueves 27 de agosto, cuando saltaron desde diferentes fuentes señales de alarma de que algo gordo, muy gordo, va a pasar en España durante el mes de septiembre.

Primer golpe: el 5 de septiembre

La primera señal me fue revelada por Juan de la Familia Lankamp, quien nos anuncia que el próximo 5 de septiembre va a poner en marcha los ventiladores sobre las cloacas del Estado para que salga a flote los escándalos por pedofilia relacionada con importantes personajes públicos españoles: desvelarán unos 24.000 documentos en PDF con abundantes pruebas incriminatorias. Esos documentos también tienen que ver con las conexiones de partidos políticos españoles, como PSOE y Podemos, con el régimen de Venezuela. También se hablaría del expediente Royuela, y mucho más….. todo eso el día 5 de septiembre desde las 17h a las 22h.

Bajo mi punto de vista, está claro que un Sánchez bajo las órdenes de Soros, quiere aproximar a España al régimen Bolivariano dictatorial de Venezuela. Y para hacerlo más fácil el dinamitero Pablo Iglesias, relacionado con el terrorismo internacional según acusaciones del departamento de Justicia de EE.UU., se encarga de reclamar una República sin monarquía, y yendo un poco más allá: convertir las autonomías en repúblicas independientes como pretende Cataluña principalmente, pero a la que bien podría sumarse Euskadi o Galicia, por ejemplo. Sería el principio del fin de la España patriota. Una cosa ha sido lograda: han dado un primer golpe al hacer que el Emérito huyera de España para recalar en la protección de un aliado árabe, acusado de reconocidos casos de corrupción y depravada vida social para un monarca que se precio de ello.

Segundo golpe: existe el terrorismo de Estado

Sin embargo, según dice LA VOZ IBÉRICA a través del canal de EL ARCONTE, el Rey Juan Carlos volvería a España para revelar cómo el atentado de los trenes del 11 de marzo 2004 (más conocido como 11M con 192 muertes), fue un acto terrorista desde el interior del Estado a mano del PSOE de Zapatero. Añade además que Pablo Iglesias está relacionado con ETA, el narcotráfico y otros grupos terroristas como Hamas o Hezbollah. Declara el Emérito que el tándem Sánchez/Iglesias es fatal para España y que Zapatero es un agente de Maduro. ¡Menudo cuadro!

Si alguien tiene duda sobre esa información del 11M liberada por LA VOZ IBÉRICA, los Royuela (padre e hijo) también confirman esa tesis tal como expone EL ARCONTE.

Si a lo anterior le sumamos el expediente Royuela quien acusa con pruebas manuscritas incriminatoria al exfiscal Mena, sobre 1.136 asesinatos: el 60% de esos asesinatos serían por encargo del PSOE, el 35% de esos asesinatos por encargos particulares (unos auténticos sicarios para saldar cuentas entre la mafia y el hampa), y el 5% restante sería por recomendaciones; un terrorismo de Estado en toda regla que destapan los Royuela (padre e hijo).

Tercer golpe: manifestaciones populares

Por si todo eso fuera poco, el día 6 de septiembre parece ser que hay otra manifestación contra las mascarillas y la falsa pandemia. Pero la fuerte será la manifestación del 12 septiembre con el hashtag sánchezdimisión. Parece ser que será un pleno completo de manifestantes.

Ahí tiene el panorama para septiembre:

-Por arriba revientan las instituciones pretendidamente democráticas, dejando en evidencia las cloacas del Estado que han llevado a un terrorismo de Estado auspiciado por partidos políticos que, pretendidamente, dicen representar a los ciudadanos. La monarquía no se libra, pues tiene sus propios escándalos de corrupción. Pero ambos, los partidos políticos y las monarquías son títeres en manos del enemigo invisible de la humanidad que quiere instaurar un Nuevo Orden Mundial.

-Luego por abajo, hay una falsa pandemia indefinida mantenida artificialmente para dominar la conciencia colectiva y las conciencias personales, un control mental en toda regla realizado por los medios de comunicación así como las grandes tecnológicas como Facebook, Twitter y Youtube, quienes censuran a todos los seguidores de Q.

-Si a lo anterior añadimos la galopante destrucción del tejido social, laboral y sanitario a causa de una falsa pandemia, lo cual aboca a una creciente pobreza como en Venezuela, se convierte ello en un peso insoportable para una gran mayoría de la población, sobre todo la gente mayor, y no tan mayor, que ahora ven como las enfermedades psiquiátricas y psicológicas acechan en sus puertas. Una locura aperspectivista en toda regla.

Crisis de conciencia

Tal descomposición social, cultural y psicológica es, inevitablemente, una crisis de conciencia no sólo de la sociedad española sino de la humanidad entera. Ha sido tal la manipulación de la historia, de la educación, de la economía y de la política, que nuestras vidas se revelan ahora como una pesadilla dentro de un mal sueño. El colapso psicológico es realmente el gran desafío, pues la élite ha conseguido fragmentar aún más nuestra conciencia colectiva: son expertos en el control mental de masas. A nosotros, pobres borregos que aún vivimos en la caverna platónica, solamente nos queda despertar de este holograma que nos mantiene esclavizados mediante una tecnología transhumanista al punto que están eliminando los besos y los abrazos mediante un supuesto bicho que nadie ha visto. Así es, están destruyendo el amor, nuestra única esperanza de supervivencia.

El amor como única esperanza de supervivencia

La evolución del amor ya es contemplada desde la neurobiología y la sociobiología como un fenómeno de la evolución humana pues, más allá del valor de los genes egoístas o la superviviencia del más fuerte, interviene la capacidad de elección de pareja por motivos distintos a la simple atracción física o el instinto reproductor. Para Hüther, a pesar del surgimiento de la razón y del pensamiento crítico, el sentimiento del amor sigue siendo importante por su influencia en el futuro de la especie humana pues es la fuente de nuestra creatividad y la base de nuestra existencia y nuestros logros culturales y, más decisiorio aún, nuestra única perspectiva de supervivencia en este planeta. En definitiva, la única fuerza que puede vencer a la competencia autodestructiva es el amor mediante el compromiso de equipo y la creatividad participativa.
Ver más


sociedad holográfica

HACIA LA SOCIEDAD HOLOGRÁFICA

1 - La degeneración psicológica y social

Esta falsa pandemia nos ha llevado a una degeneración psicológica y social sin paragón en la historia, hasta tal punto que el transhumanismo a escala mundial es el peligro más inminente para la humanidad. Ciertamente, cuando estudiamos las anteriores civilizaciones desaparecidas, así como los grandes imperios caídos, el avispado investigador entreverá siempre unas mismas causas: el poder político, las guerras económicas, las religiones y los dogmas científicos están en el sustrato de toda explicación desde la antropología, la filosofía y la sociología, descuidando en muchas ocasiones la cuestión psicológica relacionada con la evolución de la conciencia.

2 - La evolución de la conciencia: los cuatro cuadrantes

La evolución de la conciencia según Ken Wilber, es a mi parecer el mejor mapa mental para hallar ese territorio psicológico y colectivo en el que todos nosotros nos encontremos en paz y convivencia desde la sabiduría y el amor. Porque, cabe recodar una vez más, la sabiduría sin amor es puro egoísmo, y la causa de tanto sufrimiento en este mundo.

En virtud de lo anterior, es evidente que la socialización colectiva conocida comúnmente como “cultura” (interior colectivo), los comportamientos individualistas desde el ego (exterior individual) y la profundidad psicológica de cada persona (interior individual) están en la causa de la incapacidad humana de crear estructuras organizativas (exterior colectivo) para beneficios de toda la humanidad y no solamente para una élite plutocrática más conocida como “Cabal” (1) , Estado profundo o Illuminati. Esos cuatro cuadrantes, así definidos, se constituyen en el mejor modo de abordar el análisis del actual caos mundial, aunque soy de la opinión que en todo caos hay un orden.

3 - El principio metafísico

Y si algún orden existe en la naturaleza exterior como en la humana, es que debe haber un principio metafísico en la psique humana, lo que algunos llaman Dios, Universo o Espíritu. Poco importa el nombre de aquello que no se puede nombrar, la cuestión es que ese principio psíquico (que en la religión se llama “fe”) ha sido negado consistente e históricamente por los materialistas científicos: ello ha llevado a una escisión histórica entre la ciencia y la religión. Ambos dogmas, el religioso y el científico, han sido creados muy inteligentemente por un enemigo invisible de la humanidad para dividirnos y separarnos los unos de los otros. ¿Acaso la falsa pandemia no busca el aislamiento social, el confinamiento individual y la destrucción de todas las estructuras sociales hasta llevarnos a una locura aperspectivista?

4 - La sanación trascendental de la humanidad

Afortunadamente, hay un movimiento transpersonal que, desde algunas décadas, está reclamando su reconocimiento académico y mundial, pues tiene como objetivo reconciliar el espíritu humano, primero con el conocimiento de sí mismo para conectar con esa profundidad pensativa y espiritual a la cual se puede acceder desde la meditación. Y, en segundo lugar, una reconciliación colectiva al reconocer que el Amor ya puede y debe ser contemplado desde la neurobiología y la sociobiología. Es así como la meditación posibilita la sanación transcendental de la humanidad al considerar que, algo espiritual, nos transforma físicamente y puede mejorar nuestro bienestar y la salud, tal como demuestras numerosos experimentos científicos.

5 - De la sociedad piramidal a la sociedad holográfica

Así pues, está en manos de científicos, filósofos, profesores y educadores, la responsabilidad de transcender viejos paradigmas hacia nuevos paradigmas. Un reto nada fácil, pues esos cambios de paradigmas afectan a la filosofía, la psicología, la sociología, la ciencia, la educación y la espiritualidad. Dicho de otro modo, estamos todos involucrados, y es por ello que el reto más inmediato es derrumbar un sistema piramidal de dominación de unos pocos sobre los muchos, para construir una sociedad holográfica. Quizá ahí está el reto más importante de la humanidad.


NOTA 1: La caída del cabal (NOM/Illuminati):

Documental que ilustra la DIVULGACIÓN CÓSMICA PARA UN DESPERTAR COLECTIVO MASIVO:

LA CAÍDA DEL CABAL - DOCUMENTAL COMPLETO (10 PARTES)
Ver más


5g

EL GOBIERNO ESPAÑOL VA A FREÍR A LOS ESPAÑOLES CON EL 5G a 26GHz: 144.000 MILLONES PARA UNA SUPUESTA TRANSICIÓN DIGITAL

1 - Ayudas económicas supeditadas a la pandemia

El gobierno de España, mediante su presidente Sánchez, ha recibido 144.000 millones del fondo de recuperación europea, de los que 72.000 millones se darán en ayudas directas (a fondo perdido) dentro del marco de relanzamiento económico de la Unión Europea tras la pandemia del Covid-19. Disculpe, ¿qué tiene que ver la pandemia con las ayudas y en qué se va invertir esas cantidades? Como es evidente, esas ayudas económicas están vinculadas a invertir bajo las directrices marcadas por la Comisión Europea, un servilismo acatado por el presidente Sánchez con total normalidad pues, a decir suyo, “este método de control no rompe el equilibrio institucional ni degrada la posición de la Comisión Europea”. A mi entender es una bajada de pantalones en toda regla, una más, ante los globalistas que quieren imponer el Nuevo Orden Mundial, y España será el patio trasero donde van a experimentar a espalda de los ciudadanos. Veamos, pues, a continuación, el destino de dichas inversiones.

Pero esos 144.000 millones destinado al plan España Digital 2025 tienen un regalo envenenado, pues de esos 144.000 millones, 50.000 millones proceden del sector privado y no de las arcas públicas. Disculpe nuevamente, ¿qué tienen que ver esas ayudas con el coronavirus? Pues muy sencillo tal como destacó Sánchez: “la pandemia de coronavirus y el confinamiento que ha provocado la misma han puesto en primer plano la necesidad de invertir en la economía digital, -la transición digital y ecológica- como espacios de presente y futuro”.

A ver si lo he entendido bien: primero crean una falsa pandemia, lo cual incluye confinamiento cuya inmediata consecuencia es la destrucción del tejido empresarial, reconversión de puestos laborales al teletrabajo (casi todo, incluida la asistencia sanitaria). Obviamente esa falsa pandemia tenía como objetivo, como he demostrado, la implantación del 5G relacionado con un supuesto virus mortal que necesita de una vacuna y, de paso, un microchip bajo la piel. Ello ya no es teoría de la conspiración, sino que son los propios médicos quienes han unido sus voces bajo la asociación MÉDICOS POR LA VERDAD-ESPAÑA.

Consecuentemente, con la excusa de la falsa pandemia, ahora viene el sector privado (irónicamente a través de la Comisión Europea, pues son los mismos perros pero con diferente collar), para decirnos que la solución a la crisis – creada por los globalistas- es que hay una necesidad de invertir en la economía digital: un surrealismo maquiavélico, una forma más de ver que la soberanía española ya no está en manos del pueblo, sino que los títeres como Sánchez sirven a George Soros y a Bill Gates, es pertinente recordar ello. Obviamente, toda esa estrategia manipuladora tiene como objetivo implantar la dudosa tecnología 5G por sus efectos sobre la salud humana.

2 - Implantación del polémico 5G

Según dictamina la Agencial Estatal del Boletín Oficial del Estado en fecha 30 de abril de 2020, dice lo siguiente respecto a la implantación del 5G en sus conclusiones:

“A más tardar el 30 de junio de 2020, los Estados miembros designarán y pondrán a disposición, de manera no exclusiva, la banda de frecuencias de 24,25-27,5 GHz (en adelante 26 GHz) para los sistemas terrenales capaces de prestar servicios de comunicaciones electrónicas inalámbricas de banda ancha conforme a las condiciones técnicas fundamentales establecidas en el anexo”. “Los Estados miembros informarán a la Comisión sobre la ejecución de la presente Decisión a más tardar el 30 de septiembre de 2020”.

Obviamente, el gobierno de Sánchez hizo muy bien sus deberes pues con fecha 13 de julio 2020 aprueba el Cuadro Nacional de Atribución de Frecuencia que, en su disposición número 13 dice lo siguiente:

“Nota UN-92 Banda de 26 GHz: La banda de frecuencias 24,25-27,5 GHz se destina, con carácter no exclusivo, a sistemas terrenales capaces de prestar servicios de comunicaciones electrónicas en la Unión Europea, …”

A ver si lo he entendido bien: Con fecha 30 abril 2020 (en plena euforia para los globalistas y desesperación para la población bajo el miedo), la Unión Europea insta a los países miembros a actualizar la banda de frecuencia 26 GHz, y les pone como fecha tope el 30 de junio de 2020. Sánchez se pasó escasos días pues el día 13 de julio ya tenía aprobado el Cuadro de Atribución de Frecuencia que incluye el 26 GHz para el 5G. Y, cómo no, a más tardar el 30 de septiembre de 2020, los Estados miembros informarán a la Comisión sobre la ejecución de esa implantación de la frecuencia 26 GHz. ¿El 30 de septiembre? Pero, ¿ no dicen que vamos a volver al confinamiento nuevamente? Esos son los rumores a decir de Diario 16, incluso podría ser para mitad de agosto. Yo creo que cuanto antes mejor para esos intereses globalistas, no vaya ser que haya una revolución contra este maquiavélico plan. Según el investigador Jorge Guerra en el citado enlace:

“En el caso de España, se nos va a conceder una ayuda en torno a los 140 mil millones de euros, de los cuales no será necesario devolver la mitad… Lo preocupante de esta ayuda es que viene acompañada de unas condiciones draconianas en relación a las imposiciones que la Unión Europea acaba de aplicar al gobierno español y en consecuencia al estado y a todos los habitantes del estado español. Hay dos líneas fundamentales en las que se basa este acuerdo… Estas enormes cantidades de dinero están enfocadas a desarrollar la era digital [se refiere al Sexto Paradigma Tecnológico] que por una parte es imprescindible para la Agenda 2030 y por otra parte para el giro que supone dejar las energías fósiles y el cambio hacia las energías alternativas. Estas son las dos bases fundamentales en que España va a sustentar su economía en el futuro… Lo preocupante son las condiciones draconianas con que se nos aplicará esta ayuda. Porque esto conllevará, por ejemplo, el endurecimiento de las condiciones laborales… habrá una reducción de empleos y una reducción de condiciones laborales tanto en derechos como en sueldos y demás… Entonces, aquí es donde comienza verse lo que va a ocurrir en los próximos meses… Cabe incluso la posibilidad de que haya un nuevo confinamiento para impedir una revuelta social… es decir un confinamiento en septiembre para mantener a toda …. España con los bozales [se refiere a las mascarillas] … También está la amenaza de la vacunación masiva que quieren imponer… Pero, sobre todo esto, España ha sido vendida del todo a precio de saldo, y serán los españoles, serán los trabajadores y demás pensionistas los que vamos a sufrir las consecuencias… Hay que estar en pie, hay que luchar.”

O sea, que mientras los ciudadanos se debaten entre la vida y la muerte (PROBLEMA), esa falsa pandemia requiere de una REACCIÓN política europea (dada en los términos anteriormente expuestos mediante la extensión del 5G) para SOLUCIONAR los problemas sociales, empresariales y del teletrabajo, pues el confinamiento ha sido la excusa perfecta para desviar el tejido social sustentado en la proximidad de las personas y ser sustituido por el aislamiento social y familiar. Dicho de otro modo: vivamos todos detrás de una pantalla, pues el susodicho virus conlleva el distanciamiento social, y para ese tipo de “nueva normalidad”, nos dicen, es necesaria la tecnología 5G.

3 - Huawei en el ojo del huracán por el 5G

Hasta aquí el desarrollo de la estrategia globalista para implementar el 5G a través de los gobiernos títeres. Veamos ahora qué compañías de 5G están involucradas en la implantación de esa tecnología y qué peligros puede representar dicha tecnología.

Una de las compañías más cuestionadas en el espectro político internacional es Huawei. Antes de poner a dicha compañía en el punto de mira, es pertinente describir que el espectro político está dividido entre los patriotas y el Nuevo Orden Mundial que pretenden globalistas como Soros, Bill Gates y sus secuaces.

Ya en febrero del 2020, EE.UU. avisó a sus aliados que el 5G de Huawei suponía un peligro para la OTAN: Washington pide a los países europeos que no autoricen a la empresa china a instalar sus redes 5G, pues dicha compañía, dicen, espía para China. Es así como Huawei está en el punto de mira de la Administración de Donald Trump en el marco de la guerra comercial abierta entre EE.UU. y China. Estados Unidos está presionando a numerosos países para que no utilicen las infraestructuras de Huawei para el desarrollo de las redes de telefonía 5G y les emplaza a buscar alternativas. Siguiendo dicha premisa, EE.UU. advierte a España: no compartirá datos si recurre a Huawei, en alusión a unas declaraciones realizadas meses antes por el Presidente de Huawei en el sentido de que España tendrá la mejor red 5G del mundo.

Es evidente que nos hallamos ante una guerra de intereses de muy alto nivel, pues EE.UU. ha demandado a Huawei en sus propios tribunales por crimen organizado, robo de secretos comerciales, blanqueo, obstrucción a la justicia y violación de sanciones. EE.UU. necesita que Europa dé alas a firmas como Ericsson y Nokia, para que empresas estadounidenses como Dell, Cisco, Juniper o VMware puedan asociarse con ellas y desarrollar el 5G en EEUU. Y esa parece ser la clave.

4 - La quinta generación de la telefonía móvil exige muchos repetidores

Se llama 5G a la quinta generación de telefonía móvil. Cuando esté del todo desarrollada permitirá transmitir datos cien veces más deprisa que el actual 4G, con descargas a 20 gigas por segundo. El 5G hará realidad tanto el ahora incipiente 'internet de las cosas' como las ciudades inteligentes, pero también el proceso eficaz del “big data”, con todas sus implicaciones comerciales y políticas. La pega del 5G es que las transmisiones se hacen en ondas de muy alta frecuencia, que permiten más velocidad y caudal de datos, pero tienen dificultad para penetrar paredes, ventanas o tejados, y se vuelve muy débiles a larga distancia. Esto exigirá a las operadoras instalar millones de repetidores en postes de la luz, paredes de edificios e incluso en el interior de las viviendas. De ahí que si la investigación y el desarrollo de la tecnología 5G requiere ya fuertes inversiones, construir la infraestructura que precisan sus redes tendrá un altísimo coste añadido. Se estima que llevarla a todos los rincones de EEUU requerirá unos 300.000 millones de dólares. En España, solo un operador ofrece de momento cobertura 5G, en quince ciudades. Pero lo hace con la tecnología NSA (Non Stand Alone), un paso intermedio hacia la tecnología final, la SA (Stand Alone). La NSA tiene ya una velocidad de descarga muy similar a la que tendrá la SA, pero su velocidad de transmisión de los datos que luego se descargarán es mucho menor. Las redes SA no llegarán a España hasta que, en el próximo mes de junio, la TDT complete su transición, desplazando de frecuencia los canales televisivos para dejar libre la banda en la que deben operar las nuevas redes.

En esa fase de implementación del 5G, los operadores españoles siguen trabajando con Huawei. Solo Telefónica ha dado entrada a otros operadores.Telefónica contrata a Huawei una parte de su red 5G en España. Concretamente, ha adjudicado a Huawei el llamado “core”, el sistema central que gobierna la red, y es donde reside la inteligencia, la información de los clientes y las funciones principales.

5 - 5G y riesgos para la salud

Una vez dilucidada la situación de España en relación a su compromiso con las directrices europeas de implantación del 5G, su alianza con operadores que, salvo telefónica, están o van a trabajar con Huawei, veamos ahora qué posibles peligros representa esa tecnología de quinta generación para la población.

Mis investigaciones sobre la peligrosidad del 5G en relación con las vacunas y el microchip, fueron expuestas en un foro internacional, en el que expuse tácitamente que estamos ante una ingeniería social, cuya pretensión es reducir la población así como implementar una tecnología de control mental. Dichas tesis, allá por el mes de marzo de 2020, eran propias de la “teoría de la conspiración”, sin embargo, plenamente confirmadas desde un punto científico por la asociación MÉDICOS POR LA VERDAD - ESPAÑA.

En dicho sentido, cabe recordar y citar los aportes científicos más relevantes:

- El profesor emérito de bioquímica y ciencias médicas básicas de la Universidad Estatal de Washington, Martin L. Pall, realizó un estudio científico donde demuestra la relación causal del 5G y el COVID-19. Del mismo modo, el Instituto de Salud de EE.UU. hace público un estudio científico que correlaciona el 5G con la aparición del coronavirus.

- Según demuestra este documental, existe una guerra invisible mediante la radiación de microondas.

- Y todo ello se puede comprobar científicamente de la mano de la científica Ana María Oliva, Doctora en Biomedicina, quien nos advierte del real peligro de las radiaciones del 5G.

-El Doctor Mercola también tiene razón al aseverar que los campos electromagnéticos (EMF) causan disfunción mitocondrial, lo que aumenta el riesgo y empeora las enfermedades crónicas y degenerativas. Según los estudios realizados, la tecnología 5G es perjudicial y solo empeora las cosas, ya que aumenta drásticamente nuestras exposiciones.

- Pero si algún escéptico alberga todavía dudas, le remito a la investigación científica de Bartomeu Payeras, quien demuestra la correlación entre coronavirus y 5G.

6 - Conclusiones

Es evidente que la humanidad está dividida actualmente entre un poder globalista más conocido como Nuevo Orden Mundial frente a unos valientes patriotas o "sombreros blancos" que quieren recuperar las soberanías nacionales, las libertades de los pueblos y salir de la esclavitud impuesta por instituciones supranacionales que han abducido a la política, la economía, incluso la ciencia y la salud, todo ello en una maraña de incomprensión para el común de los mortales de modo que no pueda averiguar lo que está pasando en el mundo.

Y una de las cuestiones más urgentes es liberar el conocimiento, secuestrado por poderes fácticos, pues el conocimiento científico ha sido tergiversado y manipulado por los medios de comunicación en connivencia con el poder político. Se trata de una conspiración contra la humanidad al más puro estilo del Mito de la Caverna de Platón y manifestada a modo de ingeniería social y mental. El despertar espiritual ya no es una cuestión puramente personal sino también colectiva, y es menester ese mismo despertar en el ámbito científico (tal como he citado anteriormente, se está produciendo), y los ciudadanos debemos recuperar nuestra libertad con conocimiento de causa, porque solo “La verdad nos hará libres”.
Ver más